Semana 13 de embarazo, la barriga y el bebé están creciendo

La semana 13 de embarazo marca una fase muy importante, el final del primer trimestre. En esta etapa, el cuerpo de la madre y sus sentimientos continúan adaptándose.

Es común en esta fase la variación del estado de ánimo, porque es una fase de grandes cambios. Lo mejor es tratar de mantener la calma, porque seguramente se adaptará. Es importante experimentar intensamente cada parte de este proceso.

En este momento, el feto se parece más a un recién nacido y ya es posible ver sus expresiones faciales en el examen de ultrasonido.

semana 13 de embarazo

¿A cuántos meses corresponde la semana 13?

Cuando la mujer embarazada tiene 13 semanas de embarazo, significa que está embarazada de 3 meses. Este es oficialmente el final del primer trimestre (la última semana).

Esta primera fase que ya ha pasado, en general, es la más difícil. El cuerpo todavía se está adaptando y los riesgos del embarazo son mayores.

A partir de ahora, puedes estar un poco más tranquila, ya que estás entrando en el segundo trimestre. Algunas mujeres informan que esta es la fase en la que empiezas a disfrutar aún más del embarazo.

Síntomas y cambios en el cuerpo en la semana 13

Ya has experimentado 3 meses de embarazo y estás aprendiendo a lidiar con todo lo que está pasando dentro y fuera de tu cuerpo.

Los cambios físicos comienzan a ser más evidentes, como el agrandamiento de los senos y el vientre, donde las venas comienzan a hacerse más evidentes y la circunferencia de la cintura aumenta.

En algunas mujeres, el vientre es más evidente que en otras. Pero tenga la seguridad de que si su vientre aún no da a luz que está embarazada, pronto sucederá.

Las madres también suelen informar sobre otros factores:

Ganas de orinar constantemente

El bebé comienza a crecer y el útero sigue este crecimiento. Así que es normal sentir presión en la vejiga, lo que da la sensación de que está llena todo el tiempo.

Sin embargo, si siente dolor o ardor al orinar, podría ser una infección urinaria. En este caso, vea a su médico para comprobarlo.

Mareos

Los cambios en la presión sanguínea y el torbellino de hormonas pueden causar mareos e incluso desmayos. Pero no se alarmen, eso suele ser bastante común.

Intenta tener cuidado con los cambios repentinos de posición, especialmente al levantarte.

Encías sensibles

La variación en los niveles hormonales puede hacer que las encías sean más sensibles y propensas a la placa.

Cuidar bien la higiene bucal y mantener una dieta saludable, controlando la cantidad de azúcares y supervisando durante el cuidado prenatal con un dentista.

Aumento del apetito

En general, a las 13 semanas de embarazo, las náuseas ya han disminuido. Esto puede significar un aumento del apetito, ya que antes era muy difícil comer algo sin enfermarse.

Intenta alimentarte de 6 a 8 veces al día, intercaladas con bocadillos ligeros. Es importante evitar la exageración y controlar su peso, ya que esto preservará su salud y la de su bebé.

¿Cómo está el desarrollo del bebé? ¿Ya se está moviendo?

Su bebé ya ha tenido su estructura previa formada, pero sus órganos aún necesitan madurar. Los cambios en esta etapa están empezando a ser más rápidos. Todo parece estar sucediendo al mismo tiempo.

Ya se está moviendo en su vientre mientras desarrolla huesos y músculos. Todavía son movimientos ligeros, pero se intensificarán en las próximas semanas.

En el primer embarazo puede ser más difícil sentir estos pequeños signos del bebé, pero se hicieron bastante evidentes alrededor de la 18ª semana de embarazo.

Los principales cambios en el desarrollo de su bebé en la semana 13 de embarazo son:

  • El rostro ya es muy similar a lo que mamá pronto verá;
  • Las papilas gustativas aparecen en la lengua;
  • El hígado ya está empezando a expulsar bilis, que recogerá los nutrientes para el cuerpo y digerirá las grasas;
  • El páncreas ya está produciendo insulina;
  • Ya se puede oír su pequeño corazón latiendo durante su visita prenatal;
  • Su cuello ya está formado y puede soportar los movimientos de su cabeza;
  • Su pelo ya está empezando a crecer y su cuerpo está cubierto por una capa de pelo muy fino que protege la piel;
  • Los órganos genitales externos y los huesos del esqueleto continúan su formación;
  • El intestino, que solía residir en el cordón umbilical, se desplaza al abdomen, que ya tiene espacio para acomodarlo;
  • Empieza a oír los sonidos y las vibraciones del interior del cuerpo de la madre;
  • Sus riñones están trabajando a toda velocidad y ya puede orinar eliminando el líquido amniótico;
  • La cabeza, que era desproporcionada con el tronco, dará una pausa en el crecimiento y el cuerpo comienza a ganar más volumen.

Tamaño del vientre: ¿Cuál es el peso y el tamaño de un bebé de 13 semanas?

En esta etapa, el bebé ya mide aproximadamente 6 cm a 8 cm de la cabeza al trasero y pesa entre 70 y 80 g. El tamaño aproximado de un melocotón.

Su cabeza ocupa la mitad de esa longitud, gracias al desarrollo de su cerebro. En los próximos meses, el cuerpo crecerá y se volverá proporcional a la cabeza.

Consejos

Es importante consumir alimentos ricos en calcio (como productos lácteos y granos) durante este período de 13 semanas de gestación. Esto ayudará a que los huesos del bebé se desarrollen, que están en pleno apogeo en esta etapa.

Otra vitamina importante que se debe consumir es la vitamina B12 (presente en los productos lácteos, los huevos y la carne), que contribuye a la formación de glóbulos rojos y previene la anemia.

El embarazo es un momento muy importante en la vida de las madres, así que asegúrate de cuidarte y asistir a las clínicas prenatales todos los meses.

Hacerse todos los exámenes solicitados es indispensable para su salud y la de su bebé. También aprovecha la oportunidad para hablar de tus inseguridades, preocupaciones y sentimientos.

blog de maternidad y familia

SUSCRÍBETE AL BLOG

LlevateGRATIS

Nuestra Guía

"Cuidados Del Bebé"

Muchas gracias por subscribirte :)